Posteado por: bibliopress | junio 18, 2007

Los enfoques del Aprendizaje

El aprendizaje es una actividad compartida; el profesor ha de ayudar a los alumnos a cambiar la interpretación del mundo que los rodea. Las investigaciones sobre enfoques de aprendizaje han dado lugar a una nueva área de investigación que mezcla el estudio del contexto educativo, la percepción de los estudiantes y la metodología de la psicología cognitiva.

Una perspectiva cualitativa

Desde comienzos de los años ochenta ha habido un cambio de rumbo en la forma de estudiar el aprendizaje de los estudiantes de todos los niveles educativos.  Este cambio ha dado cabida a variables tan importantes como las relacionadas con el contexto educativo en el que se produce el aprendizaje. Marton y Säljö (1976 a y b) han sido, sin duda, los primeros autores en iniciar el estudio del aprendizaje de los alumnos desde una perspectiva cualitativa y fenomenológica. Desde entonces han surgido otros grupos de investigación que han diseñado modelos que tratan de explicar el aprendizaje desde el contexto educativo y desde la perspectiva de los implicados (profesorado y estudiantes). Nuestro interés en esta nueva forma de abordar la investigación del aprendizaje de los alumnos nos ha llevado a analizar con profundidad las propuestas surgidas dentro de esta perspectiva en el contexto hispano con el fin de establecer la universalidad de esta nueva perspectiva (Hernández Pina, 1993, 1996, 2001).

Las investigaciones sobre enfoques de aprendizaje han logrado establecer entre los estudiosos un corpus terminológico y conceptual que ha dado lugar a una nueva área de investigación denominada modelo SAL (Student Approaches to Learning). Esta línea de investigación mezcla el estudio del contexto educativo, la percepción de los estudiantes y la metodología de la psicología cognitiva. Marton y Säljö fueron los primeros en acuñar los términos enfoque profundo y superficial del aprendizaje. El término superficial lo utilizaron para referirse a aquellos estudiantes que tenían una concepción reproductora del aprendizaje y el término profundo lo utilizaron para referirse a los estudiantes que mostraban un mayor interés por el significado de lo que aprendían y cuyo objetivo era comprender. La psicología cognitiva ha contribuido al desarrollo de la investigación sobre enfoques al entender que el estudiante no es un ser pasivo que almacena información sino que es un agente activo del aprendizaje; que construye nuevos conocimientos a partir de lo que conoce, etc.

Las corrientes en el estudio del aprendizaje se han agrupado en torno a dos orientaciones:

  1. La orientación cuantitativa:
    1. perspectiva conductiva
    1. perspectiva cognitivista
  2. La orientación cualitativa:
      1. estilos de aprendizaje
      2. enfoques de aprendizaje

Dentro de la orientación cualitativa se diferencian dos líneas de investigación: los estilos y los enfoques de aprendizaje. Los segundos se sitúan dentro del paradigma del procesamiento de la información, aunque con un planteamiento fenomenológico distinto. En esta perspectiva cabe destacar los trabajos de Marton, Säljö, Svensson, Entwistle, Ramsden, Watkins, Biggs, etc.

Los  enfoques de aprendizaje han sido definidos (Biggs, 1988) como los procesos de aprendizaje que emergen de la percepción que el estudiante tiene de la tarea académica influida por las características del individuo. El concepto implica, por consiguiente, elementos personales e institucionales que al interaccionar determinan los tipos de enfoque de aprendizaje adoptados por los estudiantes.

Para Marton y Svensson (1979) el aprendizaje es un compuesto de tres dimensiones: la conciencia que del aprendizaje tiene el estudiante, el contenido de la materia y las demandas características del contexto.

Los enfoque “profundo” y “superficial”de aprendizaje: El grupo de Gotemburgo

En este apartado vamos a hacer una descripción de los enfoques de aprendizaje de acuerdo con las aportaciones de los autores citados más arriba: Marton, Säljö, Svensson, Entwistle, Biggs, etc. Estos autores a través de la entrevista y la observación han encontrado que los estudiantes diferían notablemente en su nivel de comprensión. Observaron que los alumnos podían adoptar un enfoque profundo o superficial en la lectura y en muchas tareas académicas: las clases, los trabajos que realizan, la solución de problemas, etc.

Los rasgos que definen un enfoque y otro parecen descansar en las intenciones mostradas por los estudiantes. Así, el enfoque profundo depende de la intención que el sujeto tiene de alcanzar una comprensión personal de los materiales que estudia. El enfoque superficial, en cambio, deriva de una orientación extrínseca y una concepción simplista del aprendizaje como es la memorización.

De los estudios realizados desde esta perspectiva cualitativa, dos parecen ser los factores que influyen decisivamente en los enfoques del aprendizaje.

EL CONTEXTO DOCENTE. El modo de abordar el aprendizaje depende de la percepción que el sujeto tenga de lo que se le exige o de lo que considere decisivo en términos de la evaluación. Los métodos de enseñanza, los procedimientos de evaluación, etc. parecen ser factores  decisivos en la configuración de los enfoques. Entwistle y Ramsden (1983), Marton y Cols. (1984), Thomas y Bain (1984), Entwistle y Tait (1990), etc.

La evaluación del aprendizaje es una de las variables que más parece influir en la forma en que los alumnos aprenden (Hernández Pina, 1993b, 1996). Así, si por ejemplo las preguntas son tipo ensayo, solución de problemas, trabajos de investigación, etc., promoverán  un aprendizaje profundo, mientras que el uso de pruebas objetivas inducirá a un enfoque superficial.

LAS PREFERENCIAS INSTRUCCIONALES. Entwistle y Tait (1990) describieron la relación que existe entre las preferencias que los estudiantes manifiestan por los tipos de enseñanza, la orientación en el estudio y la preferencia por diferentes ambientes de aprendizaje.

El modelo de aprendizaje de Biggs

Hasta aquí hemos visto algunas aportaciones para abordar el estudio del aprendizaje de los estudiantes. Las investigaciones realizadas hasta el momento han derivado en la elaboración de modelos de aprendizaje que tratan de integrar los aspectos comentados más arriba.

Biggs (1985) ha elaborado un modelo, el MODELO 3P, que contempla las características del estudiante y el contexto de enseñanza (Presagio), los enfoques de aprendizaje (Proceso) y los resultados del aprendizaje (Producto) formando un sistema en estado de equilibrio. Una parte importante del modelo es la referida al proceso, donde tanto los motivos como las estrategias juegan un papel fundamental en la calidad del aprendizaje.

Una atención especial del modelo es también la dedicada al papel que desempeñan los modelos de enseñanza en la configuración de los enfoques de aprendizaje. Al igual que existen tres concepciones sobre el aprendizaje, al que tanto los alumnos como los profesores pueden sentirse atraídos, también existen básicamente tres concepciones de enseñanza: la cuantitativa, la estratégica y la cualitativa.

Algunos profesores conciben la enseñanza como la simple transmisión de conocimientos que emanan de fuentes externas. Un buen profesor, dentro de esta concepción típicamente cuantitativa lo será en la medida que tenga un buen conocimiento de su materia y sepa comunicar dichos conocimientos de forma fluida. La ausencia de aprendizaje de los alumnos será responsabilidad no del profesor, sino de ellos mismos, de no saber abordar la tarea de aprendizaje de un modo eficaz.

En la concepción estratégica u orquestación eficiente de las habilidades de enseñanza, el profesor adapta sus técnicas de enseñanza a la clase, mostrándose sensible a las diferentes necesidades de aprendizaje que cada alumno plantea.

En la concepción cualitativa el profesor interacciona con el alumno en línea con la concepción cualitativa del aprendizaje, que  conlleva una construcción activa del significado por parte de los estudiantes. El profesor ha de saber cómo hacer que los estudiantesse impliquen en ese aprendizaje personal puesto que lo importante no es lo que haga el profesor, sino el alumno (Shuell, 1986).

Figura 1. Concepciones de la enseñanza y el aprendizaje   

Bajo cada una de estas tres concepciones de la enseñanza subyace una teoría distinta sobre cómo se desarrolla la competencia en los alumnos. Así, el modelo cuantitativo asume que el conocimiento existe en torno a uno a la espera de ser descubierto por alguien inteligente o que se encuentra en el momento oportuno en el sitio adecuado. Una vez descubierto, puede enseñarse en cantidades medibles por procesos de transmisión. Es así como la exposición se convierte en el modo más apropiado de enseñanza y de acumular conocimiento sobre los hechos. Dicho conocimiento, sin embargo, no altera en sí mismo la comprensión e interpretación que el sujeto tiene de los hechos.

Parece obvio que el objetivo de la educación debería rebasar las metas que propone esta concepción cuantitativa. El profesor, pensamos, no ha de asumir el papel de mero transmisor de conocimientos, sino que ha de ayudar a los alumnos a cambiar la interpretación del mundo que les rodea. La concepción del aprendizaje y de la enseñanza que cada profesor sostenga en su clase llevará probablemente a un enfoque determinado de aprendizaje, lo cual evidentemente repercutirá en los enfoques de aprendizaje que adopten los alumnos con dicho profesor tal como recoge la figura 2:

Figura 2. Incidencia de las concepciones de enseñanza y aprendizaje en el rendimiento  

En su lección inaugural en la Universidad de Hong Kong, Biggs proponía un modelo de enseñanza coherente con el modelo de aprendizaje 3P en el que se resaltan los factores contextuales en la determinación de la calidad de los aprendizajes de los estudiantes. Dice Biggs que igual que el alumno necesita del metaaprendizaje y de la reflexión sobre sus actividades de aprendizaje para mejorarlo, del mismo modo los profesores necesitan realizar actividades de metaenseñanza, derivar formas o enfoques de enseñanza que a su vez repercutirán en los enfoques de aprendizaje de los estudiantes tal y como podemos apreciar en el modelo de la figura 3.

Figura 3. Modelo de Enseñanza de Biggs  

Modelo 3P de enseñanza

En paralelo al modelo de enseñanza, Biggs (1993) desarrolla un modelo de aprendizaje que se caracteriza por mantener los tres factores de presagio-proceso-producto, con una relación recíproca entre todos sus componentes, convirtiendo de este modo el modelo en un sistema interactivo y complejo. Este modelo causal denominado “Modelo 3P del aprendizaje escolar” (figura 4) es una buena base para comprender mejor el aprendizaje de los estudiantes.

En él, los factores de presagio siguen incluyendo por un lado variables relacionadas con el alumno, como son los conocimientos previos, las habilidades, el modo de aprendizaje preferido, los valores y las expectativas.
Modelo 3P de enseñanza escolarSubir

  Figura 4. Modelo de aprendizaje escolar de Biggs   

Las variables relacionadas con el contexto de la enseñanza incluyen toda una serie de superestructuras relacionadas con la institución y el profesor, la estructura del curso, el contenido curricular, los métodos de enseñanza, el clima de la clase y la evaluación. Estos dos bloques de variables se relacionan directamente con la naturaleza del resultado del aprendizaje y a través de las variables de proceso.

De este modelo se han derivado dos cuestionarios: el Cuestionario de Procesos de Aprendizaje (CPA) y el Cuestionario de Procesos de Estudio (CPE), como instrumento para operativizar los enfoques de aprendizaje de los estudiantes universitarios y no universitarios.

En síntesis, pues, los procesos o enfoques de aprendizaje constituyen el foco central del modelo. Un enfoque de aprendizaje se basa en un motivo o intención que marca la dirección que el aprendizaje debe seguir y una estrategia o serie de estrategias que impulsarán dicha dirección. Cualquiera que sea el interés por una tarea particular, el estudiante tiene unos motivos relativamente estables hacia su trabajo escolar dado que tiene una concepción acerca de lo que debe ser el aprendizaje académico. Por lo tanto, el alumno tiende a desarrollar su aprendizaje de una forma más o menos consistente. Esta consistencia de motivos y estrategias es lo que el autor denomina enfoques de aprendizaje.

El enfoque superficial se basa en una motivación extrínseca: los estudiantes ven el aprendizaje escolar como un medio para lograr otro fin, como por ejemplo conseguir un trabajo o evitarse problemas. Las estrategias más apropiadas para lograr tales intenciones estriban en limitarse a lo esencial y a reproducir a través de un aprendizaje memorístico. Un estudiante que adopta este enfoque tenderá a:

  • Mantener una concepción cuantitativa del aprendizaje.
  • Ver la tarea como una demanda que hay que resolver.
  • Centrarse en los aspectos concretos y literales más que en el significado.
  • Ver los componentes de la tarea como partes aisladas, no relacionados entre sí o con otras tareas.
  • Centrarse en la memorización de los componentes.
  • Evitar los significados personales que la tarea pueda tener.
  • Preocuparse por el posible fracaso.
  • Lamentarse del tiempo que emplea en su trabajo.

El enfoque profundo se basa en un interés por las materias. Las estrategias surgen de ese interés y se utilizan para maximizar la comprensión, de tal forma que la curiosidad sea satisfecha. El estudiante que adopta este enfoque tenderá a:

  • Mantener una concepción cualitativa del aprendizaje.
  • Ver la tarea interesante implicándose en ella.
  • Centrarse más en la comprensión que en los aspectos literales.
  • Integrar los componentes de la tarea entre sí y con otras tareas.
  • Relacionar la tarea con lo que ya conoce, discutiéndola con otros.
  • Teorizar acerca de la tarea y formar hipótesis sobre el modo de relacionar los conocimientos.
  • Ver la tarea como un medio de enriquecimiento personal.
  • Ver el aprendizaje emocionalmente satisfactorio.

Hasta aquí hemos presentado la concepción cualitativa que sobre el aprendizaje de los alumnos se ha venido desarrollando a lo largo de los últimos años. Biggs, uno de los autores que más ha trabajado esta temática desde comienzos de los setenta, nos ha propuesto un modelo de aprendizaje y ha descrito los factores de proceso que intervienen en tales modelos, con el fin de explorar la teoría de los enfoques de aprendizaje. La idea de ayudar a los estudiantes a que sean conscientes de sus propios procesos de aprendizaje no es nueva. Sin embargo, como profesionales de la enseñanza deberíamos saber que uno de los objetivos del profesor es intensificar la motivación y todos aquellos factores de contexto que promuevan en nuestros estudiantes un perfil de aprendizaje profundo (proceso) y de calidad (producto).

A lo largo de las páginas de este breve  trabajo hemos abordado aspectos que creemos pueden ser motivo de reflexión para los lectores. El aprendizaje es responsabilidad compartida entre estudiantes y profesores.

Bibliografía:
• BIGGS, J. B. Individual differences in study processes and the quality of learning outcomes. Higher Education N°8, 1979.
• BIGGS, J.B. The role of metalearning in study processes. British Journal Educational Psychology N° 55, 1985.
• BIGGS, J. Student approaches to learning and studying. Melbourne: Australian Council for Educational Research, 1987.
• BIGGS, J.B. Psychology and the Tertiary teacher. “Does learning about learning help teachers with teaching?” Supplement to the Gazette N° 36. University of Hong Kong 1989.
• BIGGS, J.B. What do inventories of students’ learning processes really measure?. A theoretical review and clarification. British Journal of Educational Psychology N° 63, 1993.
• ENTWISTLE, N. Styles of learning and teaching. Chichester Wiley, 1981.
• ENTWISTLE, N. Introduction: Changing conceptions of learning and teaching. Handbook of educational ideas and practice, 1990.
• ENTWISTLE, N. y RAMSDEN, P. Understanding student learning. Croom Helm, London, 1983.
• ENTWISTLE, N. Y TAIT, H. Approaches to evaluation, evaluation of teaching, and preference for contracting academic environments. Higher education N°19, 1990.
• ENTWISTLE, N.; HANLEY, M. y HOUNSELL, D. J. Identifying distinctive approaches to studying. Higher Education N° 8, 1979.
• HERNÁNDEZ PINA, F. Los enfoques de aprendizaje en alumnos universitarios. Un estudio empírico. Proyecto de investigación para el acceso a Cátedra, 1993.
• HERNÁNDEZ PINA, F. La evaluación de los alumnos en el contexto de la evaluación de las Universidades. Revista de Investigación educativa N°14, 1996.
• HERNÁNDEZ PINA, F. y Cols La calidad de la enseñanza y el aprendizaje en educación superior. Simposium presentado en el X Congreso Nacional de Modelos de Investigación Educativa y publicado en la Revista de Investigación Educativa N°19, 2001.
• MARTON, F. Phenomenography? Describing conceptions of the world around us. Instructional Science N°10, 1981.
• MARTON, F. y SÄLJÖ, R. On qualitative differences in learning: I. Outcome and process. British Journal of Educational Psychology N° 46, 1976.
• MARTON, F. y SÄLJÖ, R. On qualitative differences in learning. II Outcome as a function of the learner’s conception of the task. British Journal of Educational Psychology N° 46, 1976.
• MARTON, F. y SVENSSON, L. Conceptions of research in student learning. Higher Education N° 8, 1979.
• MARTON, F.; HOUNSELL, D.J. y ENTWISTLE, N.J. The experience of learning. Edinburgh: Scottish Academic Press Oxford Polytechnic, 1984.
• SHUELL, T.J. Cognitive conceptions of learning. Review of Educational Research N° 56, 1986.
• THOMAS, P.R. y BAIN, J.D. Contextual dependence of learning approaches: The effects of assessments. Human Learning N° 3, 1984.
Autor: Fuensanta Hernández Pina ( Profesora de Educación General Básica. Doctora en Pedagogía )
Revista: Grupo Docente. Revista on line de Educación (Número: 01)
Fecha de publicación: 10 / 2002 (España)
Fuente bibliográfica: Grupo Docente. Revista on line de Educación
© 2002 EDITORIAL OCEANO

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: